La adolescencia es una etapa de transición que va de la infancia a la vida adulta, marcada por cambios físicos, emocionales y sociales que requiere una especial atención a la salud mental. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los trastornos mentales representan el 16% de la carga mundial de enfermedades y lesiones en personas de entre 10 y 19 años.

Los especialistas mencionan que “en la actualidad, muchos adolescentes han llegado a perder la vida de forma prematura debido a accidentes, suicidios, violencia, complicaciones relacionadas con el embarazo y enfermedades prevenibles o tratables”. Asimismo, Mihaly Csikszentmihalyi, reconocido psicólogo y profesor de psicología y gestión de la Universidad de Chicago, menciona que “los objetivos transforman un paseo aleatorio en una persecución”, resaltando la importancia de tener metas claras para el bienestar mental.

La salud mental en los adolescentes es crucial. Los adolescentes que están expuestos a factores de riesgo como la pobreza, la violencia o las malas experiencias son más vulnerables y tienen más probabilidades de desarrollar problemas de este tipo. Además, la mitad de los trastornos mentales comienzan a los 14 años o antes, y la mayoría no se diagnostican ni se tratan. No abordar estos problemas tiene consecuencias que pueden extenderse hasta la edad adulta.

Algunas Recomendaciones que hacen los especialistas para el Cuidado de la Salud Mental de los Adolescentes son:

•Convivencia familiar: Los padres deben permitir que los adolescentes ejerzan su libertad y sean ellos mismos quienes descubran y exploren.

•Límites y libertad: Establecer limitaciones les ayudará a aprender cuáles son los límites.

•Respeto: El respeto por sí mismos, hacia los demás y por el medio ambiente es algo que se debe inculcar al adolescente.

•Horarios y rutinas: Mantener horarios y rutinas en la adolescencia les ayudará a organizarse, planificarse y aprender donde están los límites.

•Amistades: Las amistades juegan un papel clave en la adolescencia.

•Alimentación saludable y variada: Seguir una alimentación saludable y variada es siempre beneficioso para la salud.

Sin duda, es importante contar con un entorno favorable y de protección en la familia, la escuela y la comunidad en general. Los adolescentes necesitan información, en particular una educación integral acerca de la sexualidad que sea apropiada para la edad y oportunidades para adoptar aptitudes para la vida.

No menos importante, como padres se tiene un papel fundamental en la salud mental de los hijos adolescentes. Debemos estar atentos a los signos de problemas, como cambios en el comportamiento, el rendimiento escolar o las relaciones sociales. A la par, se debe fomentar un ambiente de apertura y comunicación, donde los adolescentes se sientan cómodos compartiendo sus sentimientos y preocupaciones.

Finalmente, este es un tema de gran importancia que requiere la atención de todos: padres, educadores, profesionales de la salud y la sociedad en general. Es fundamental que seamos conscientes de la importancia de la salud mental en esta etapa de la vida y que trabajemos juntos para promover un entorno saludable y de apoyo para nuestros adolescentes.

Y tú, ¿qué más nos puedes compartir sobre la salud mental en los adolescentes? Te invito a dejar tu mensaje en mi página de Facebook David Villanueva Lomelí, con los Hashtags #Puebla y #VívelaBien.

Como señala la sabiduría popular: “Si no cuidas tu salud mental, por más que la vida te sonría, siempre encontrarás una mueca triste en el espejo.”

Facebook: David Villanueva Lomelí